Posteado por: amartinoro | junio 22, 2010

Recortes de intervencionismo y más impuestos para EEUU on the way

Escribe Albert Esplugas una interesante entrada sobre cómo al menos tres países, Reino Unido, Hungría y Rusia, han aplicado recortes de la presencia estatal en la economía, como vía a estimular la economía de una forma bastante heterodoxa a ojos de los keynesianos, y mucho más a ojos de Krugman.

Podríamos añadir el caso de Alemania y los recortes de Merkel, que también han sentado muy mal a Krugman, el azote de la austeridad presupuestaria y de los intentos de recortar el déficit en tiempos de recesión. Vuelve a decir que las decisiones de recortes de Alemania pueden resultar muy caras a Europa y hacen peligrar la recuperación (esa recuperación gracias a los estímulos keynesianos, imagino que pensará el Nobel).

“I don’t have a problem with trying to balance the budget in five or 10 years,” Krugman told the paper. “The question is whether one should start when the economy is at 7 or 8 percent below its normal capacity and interest rates are at zero…. Now is not the time to be worried about deficits.” Later in the interview, Krugman said, “the German austerity package is really a bad idea.”

¿Vale su razonamiento también para España, que no es momento de preocuparse de los déficits? A juzgar por sus argumentos sí: estamos por debajo de la producción potencial, con un nivel de desempleo galopante, y con tipos de interés muy bajos. Que siga Zapatero los consejos de Krugman, y ya veremos cómo nos estimulamos… a base de brotes verdes ficticios y más alcohol que agravará los problemas, suspensión de pagos mediante.

Nuevamente queda reflejado cómo para algunos keynesianos como Krugman los principios convencionales de mantener el equilibrio presupuestario (que en principio no niegan que no sean válidos durante épocas “normales”) quedan en suspenso en una recesión. La “Depression Economics” que le ha dado en llamar. Pero, Does “Depression Economics” Change the Rules? (art. de Robert Murphy contesando al Nobel).

Otros ejemplos pueden ser los países bálticos, Letonia y Lituania, que ante una crisis fiscal considerable tuvieron que armarse de valor y meter la tijera a fondo. Sobre el ciclo económico más reciente de estos países escribía hoy para el Instituto Juan de Mariana. Estonia no es que tuviera que recortar el déficit, es que apenas incurrió en él. Y aunque sea algo burdo, Letonia con un déficit público del 9% sobre el PIB en 2009 ha caído bastante más en su PIB que Estonia, con un déficit del 1’7%. No estoy estableciendo relaciones causa-efecto aquí, simplemente constatando un hecho. Los datos aquí. De hecho, Estonia es el país con déficit público más bajo de toda la UE, solo detrás del paraíso socialdemócrata sueco. Ver este interesante reportaje.

Y ¿qué sucederá con Estados Unidos, ése paraíso liberal? Pues no pintan las cosas demasiado halagüeñas para los defensores de los impuestos bajos, aun incluso sin contar con el empujón de Obama al gasto y endeudamiento público. Desde Business Insider:

Even without recent spending, the growing cost of government benefits will result in four decades of rising taxes.Thanks to ten years of rising government costs, the taxation wake-up call will be even more painful.

The Heritage Foundation, a conservative think tank, estimates a $12,636 (inflation-adjusted) tax increase will be needed just to cover entitlement costs.

Wealthy Americans should watch for the tax hikes to begin on January 1, when Obama lets tax cuts expire for people who earn more than 250,000. The rest may spend the rest of their life on the watch for value-added taxes, excise taxes, and more.

Estamos ante un momento muy muy interesante, y podemos estar presenciando algunos “experimentos” en políticas económicas que pueden ilustrar el cumplimiento de las tesis liberales (o no). Aunque eso sí, al mismo tiempo que se producen estas reformas en diferente dirección, hay multitud de cosas moviéndose, con lo que no resulta fácil determinar qué ha sido debido a qué causa. Y ahí entran los prejuicios y sesgos…
Anuncios

Responses

  1. […] para preocuparse por el déficit, ya haremos la consolidación fiscal 5 o 10 años más tarde, dijo Krugman hace bien poco sobre los recortes de Merkel. ¿Y es Krugman la mejor opción para dirigir las […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: